¿Por qué vuelan las aves?

El ave es un animal vertebrado que se caracteriza por tener una temperatura corporal constante, una respiración pulmonar, un cuerpo envuelto por plumas y dos alas en los laterales del cuerpo que las utiliza para el vuelo. También consta de otras dos extremidades, esta vez traseras, que le permiten hacer otro tipo de actividades físicas como saltar, andar y tener equilibrio para mantenerse quieto.

El vuelo es el medio de locomoción que emplean casi todas las aves, además es de esencial importancia ya que sirve para poder cazar, alimentarse, reproducirse, etc. Hay que añadir que para poder volar tiene distintas adaptaciones como un cuerpo aerodinámico, un esqueleto ágil, unos músculos fuertes y un aparato respiratorio muy concreto.

El ave es un animal muy especial al ser el único vertebrado junto al murciélago que es capaz de volar. Mucha gente piensa que es por las alas pero es un tema que va más allá, por eso, ¿realmente sabemos por qué vuelan las aves?

El ave es un animal vertebrado que es capaz de volar principalmente por sus alas

Una cuestión de formación del organismo

El ave es una especie de animal que tiene las alas bien adaptadas, eso se debe a distintos motivos relacionados con la formación del organismo, y se explican a continuación.

El hueso del pecho con el que se articulan las costillas tiene forma de quilla para que así pueda sostener el peso de los músculos pequeños de las alas, las cuales están envueltas por plumas que le dan una apariencia de que cortan mucho el aire al volar. No solo sus alas están creadas para el vuelo sino que el mayor peso del animal se halla en el centro de gravedad que está entre la cabeza, la cola y las dos alas.

Una cuestión de peso

El ave resalta por no tener dientes y nariz, dos partes del cuerpo que pesan, además uno de los órganos, los pulmones, son eficientes, planos y no llenan de aire todo el interior. Esos órganos van situados en la parte trasera de las costillas y eso está fuera del centro de gravedad, que es donde deberían ir los órganos más cargantes.

Otra manera de tener menos peso es que el animal esté formado por los órganos imprescindibles, por ejemplo, los órganos reproductores se hinchan en la etapa de cópula pero después se vuelven a desinflar.

Una cuestión de energía

Para dominar la excelencia del vuelo hay que tener en cuenta la eficiencia energética, la cual se consume en grandes cantidades y para realizar dicha actividad se necesita mucho oxígeno.

Por este motivo, el aparato respiratorio de esta especie está construida para funcionar con más efectividad y así tener el suficiente oxígeno que necesita la actividad del vuelo.

El ave toma aire pero no va directamente a los pulmones como ocurre con otros seres sino que llega a unas bolsas llamadas sacos aéreos, desde los que se traspasa el aire a los pulmones de manera seguida, y de ahí se lleva a otros sacos aéreos para después expulsarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *